Por fin una buena noticia

18 nov, 2011


Por Raúl Alonso

Esta semana hemos conocido el informe La franquicia española en el mundo de Tormo Asociados publicado en exclusiva por la revista FRQ. Los datos son relevantes y coherentes con lo que hemos conocido a lo largo del año: cada vez son más las empresas españolas que optan por la internacionalización para dar viabilidad y estabilidad a sus proyectos. Y como era de esperar, la franquicia no se queda atrás y crece en 2.700 unidades en este desquiciante 2011.Continuar leyendo

Globalizar la franquicia, sí. Globalizar el mundo, no

15 sep, 2011


Por Raúl Alonso

Pocas sensaciones me atrapan más que la de sentirme turista. En el momento que huelo a verano me visualizo trotamundos calle arriba de cualquier ciudad del mundo, porque también debo confesarme un recalcitrante urbanita. Y uno de los ritos que con devota unción cumplo en cada una de estas visitas es la de pasear por su corazón comercial, calles normalmente abarrotadas e incómodas de transitar pero que bombean vida.Continuar leyendo

Un premio a la filosofía low cost

13 jul, 2011

Sería injusto no reconocer que en las primeras ocasiones que oí hablar de la cultura low cost en los negocios no despertó en mi gran interés. En un mercado cada vez más exigente el bajo coste –el bajo precio– no me parecía la mejor de las tarjetas de presentación cuando lo que quieren escuchar los consumidores es el “más por menos”.
Continuar leyendo

Salón Miempresa y la cultura de la colaboración

16 feb, 2011

Por Raúl Alonso

¡Vengo de subidón! Disculpen la expresión pero la verdad es que es muy esperanzador ver cómo la impertinente lluvia de este martes madrileño no ha acobardado a los cientos de autónomos, profesionales y empresarios en ciernes que se han reunido hoy en el SalónMiempresa . Esta iniciativa de Creaventure confirma en esta segunda edición tanto su originalidad como su necesidad. Mi enhorabuena a Sebastien Chartier y su equipo.Continuar leyendo

La franquicia no es una huida hacia adelante

13 ene, 2011

Por Raúl Alonso

La entrada de Musgo en el concurso voluntario de acreedores pone nombre y apellidos de linaje empresarial a una práctica abocada al fracaso. No es este el único ejemplo de cadena que se sube a la tabla de salvación de la franquicia en una huida hacia delante que no hace sino prolongar  la agonía.
Continuar leyendo

La semana que viene… hablamos del Gobierno

1 dic, 2010

Por Raúl Alonso

Este texto es totalmente corporativo, por lo que si no está dispuesto a soportar una encendida defensa de los medios de comunicación y la labor de control social que cumplen los periodistas es mejor que haga clic en el nombre de cualquiera de los otros colaboradores de Gofranquicia, estoy seguro que la lectura será provechosa.Continuar leyendo

Javier Goyeneche y Sara Carbonero

De Javier Goyeneche, Sara Carbonero y golpes de suerte

27 oct, 2010

Siempre me he preguntado cuánto hay de verdad en ese tópico usado por muchos empresarios con el que justifican en la suerte buena parte de su éxito. El comentario suena extraño en boca de unos hombres y mujeres a los que gusta exhibir una seguridad casi arrogante, en otras ocasiones suena a falsa modestia, pero lo cierto es que son muchos los que achacan a un golpe de suerte una porción de su éxito. Por algo será.

A lo largo de su historia, la curva de crecimiento de la mayoría de las empresas dibuja picos y valles más o menos acusados, en lógica consecuencia, podríamos pensar que el trazo ascendente siempre viene precedido por un golpe de suerte. Una conclusión difícilmente sostenible, ¿o no?.Continuar leyendo

Del cubo de Kitty al aceite de trufa negra

27 sep, 2010

En el último año todos hemos hechos méritos para que la competitividad española descienda nueve puestos y se consolide en el vagón de cola de las llamadas economías desarrolladas. Las estadísticas son rotundas, ocupamos el puesto número 42 por detrás de países como Puerto Rico o Chipre. Sí, ya sé que está muy feo eso de comparar, pero estarán de acuerdo en que cuesta reconocer que después de toda una vida devanándose sesos y codos en el puesto de trabajo, el reconocimiento se cifre en esa mediocre posición.

Tras unos segundos de razonable duda, he decidido no reconocerme en la estadística y recurrir a esa tradición tan patria que es ver la paja en el ojo ajeno…Continuar leyendo

En El Callejón del Gato

12 may, 2010


Por Raúl Alonso

Hace no tantos meses me miré en El Callejón del Gato. El espejo me devolvió la imagen de un hombre alto, atlético, enérgico, de mirada segura… la mejor de las representaciones del éxito. Me asomé un poco más a su cóncava superficie para mirar más adentro. ¡Qué experiencia! Me descubrí saliendo de una casa de anuncio y montándome en el coche de mis sueños. La semana pasada, en una de las carreras en que termino por convertir cualquier paseo por Madrid, desvié mi recorrido para volver a El Callejón del Gato.

No sé la de usted pero mi vida viaja a diario en una montaña rusa, es como si me deslizara por una gráfica de la Bolsa de Madrid de los últimos días. Al igual que los valores que allí se negocian mi estado de ánimo cambia al albur de la noticia del día, la última ocurrencia del jefe, o la quinta llamada del teléfono. Esa continua sucesión de subidas y bajadas, túneles y rizos me tiene desconcertado.

La semana pasada cuando me enfrenté a los espejos de El Callejón del Gato me pasó una cosa increíble. La imagen que vi era la de un hombre generosamente alimentado, en sus primeros cuarenta y de cabellera cana. ¿Cómo era posible? Había llegado hasta allí para probar ese ejercicio tan español de la autocompasión, quería que esos históricos espejos continuaran haciendo lo que han hecho durante décadas y convirtieran mi tragedia en esperpento. Esa flagelación pública debía servir para purgar mis remordimientos. Pero hasta eso me negaban.Continuar leyendo

¿Dónde están los hombres buenos de la franquicia?

25 mar, 2010

¿Dónde están los hombres buenos de la franquicia? Esta es la pregunta que lanzaba Alfonso de Borbón hace escasos días. Con motivo de la celebración de una nueva edición de Expofranquicia mantuve una entrevista con su director en la que se lamentaba de que en tiempos duros nadie diera la cara por el sistema: “Parece que muchos empresarios de prestigio se han borrado de la franquicia. No opinan, no dicen nada, están encapsulados a la espera de que esto pase, pero se equivocan, es el momento de hacer cosas”, insistía con esa vehemencia contenida que le caracteriza.

No pude evitar recordar que unos días antes cinco empresarios o ejecutivos curtidos en el sistema se enredaran en similar pensamiento, en esta ocasión sobre la importancia de que el sector se haga oír con una única y clara voz en los círculos del poder. Pero recalco lo de enredar, porque antes de caer en este recurrente tema –aparece cada vez que se plantea una mínima reflexión sobre la franquicia–, estaban compartiendo con la revista ‘Franquicias Hoy’ sus opiniones sobre los efectos estructurales que esta larga crisis está teniendo en la forma de hacer franquicia. (Antes de continuar con el tema que nos ocupa, permítanme cerrar esta licencia publicitaria invitándoles a leer nuestro reportaje resumen sobre esta mesa redonda en el próximo número de abril. Pero lo prometido es deuda, vamos al tema sin más dilación).

Todos sabemos que una de las grandezas del sistema es su ductilidad para adaptarse a cualquier sector empresarial, lo que no teníamos tan claro es que en muchas ocasiones se convierte en un inesperado enemigo. También sabemos que “sálvese quien pueda” es uno de los mandamientos más útiles del mundo de la empresa, pero no somos tan conscientes de que cuando de dar la cara se trata, los grandes nombres del sector prefieren hacerlo mucho más por los problemas que atañen a su actividad, que por el sistema que les ha permitido construir sus imperios. Y es ahí donde estriba el problema.

Durante estos dos últimos largos años se echa de menos que alguno de esos prohombres de la franquicia (si alguien quiere feminizar el sustantivo puede hacerlo) se dejen oír. Quizá sus opiniones puedan servir para que Gobierno y Administraciones tomen en consideración este modelo para los múltiples planes de reactivación empresarial en que trabajan, siguiendo el ejemplo de la Comunidad andaluza en donde se destaca a la franquicia como una de las mejores fórmulas para modernizar el comercio tradicional.

En la citada mesa redonda, Emiliano Bermúdez insistía en que para desbloquear la situación en España “lo que hace falta es crear medio millón de pequeñas y medianas empresas”. Con estas palabras, Bermúdez –que vuelve a ganar visibilidad para el sector en su nueva etapa pilotando Donpiso– reivindicaba la figura de la franquicia “como hacedero de empresas”. Llevar este mensaje hasta la clase política es vital.

De ahí la importancia de que los grandes del sector aprovechen su auditorio para mojarse por la franquicia y sus comentarios sirvan para acelerar ese proceso de concienciación. Esa frase tan manida por los empresarios americanos de “devolver a la sociedad algo de lo que nos ha dado”, al margen de la RSC también se practica fomentando la cultura del emprendimiento.